También te puede interesar:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

martes, 19 de enero de 2016

Celeste Gómez: "Se hacen la cabeza porque dibujo desnudos"




Dialogamos con la dibujante argentina Celeste Gómez, una artista “gótica”, según lo expresa. En esta entrevista exclusiva se refiere al panorama artístico nacional y opina sobre el rol de la mujer en el arte contemporáneo.



Por Camila Reveco
Periodista cultural con especialidad en artes plásticas
camilareveco.mza@gmail.com
Argentina

Es estimulante comprobar que existen artistas jóvenes que representan un verdadero soplo de aire fresco frente a tanta improvisación por parte de personas que se hacen llamar "artistas" gracias al generoso escenario que brinda el auto-denominado "arte contemporáneo".

Queriendo ver oficio, habilidad y técnica nos encontramos, explorando las redes sociales, con la obra de Celeste Gómez, joven dibujante argentina, nacida en el año 1988. Vive en Buenos Aires, Argentina y es egresada de la escuela de arte “Rogelio Yrurtia”.

Reitero; descubrir en nuestro país buenos dibujantes -y sobre todo jóvenes- es realmente alentador; más cuando somos testigos de un pobre panorama en donde reina la falta de rigor absoluto -tema que hemos destacado en varias oportunidades y lo seguiremos haciendo-.

Por eso mismo, difundir el trabajo de esta nueva camada de artistas, que diariamente tratan de pulir su técnica dedicando muchas horas al dominio del dibujo, es para este blog una obligación. No hay opción. Más cuando ellos se enfrentan a la apatía, el desinterés y rechazo por parte de muchas galerías e instituciones que sólo promueven a los artistas consagrados o internacionales que cotizan dentro del mercado. 

“Al artista -expresa Celeste Gómez- no se lo debe dejar esperando, somos personas apasionadas por lo nuestro y necesitamos saber si del otro lado nos leyeron o simplemente nos hicieron a un lado por ser de acá”.

Pero lejos de desalentarse, la joven, en cada dibujo propone un ambicioso recorrido. Su estilo, inspirado por temas mitológicos y cuentos clásicos, con un universo creativo plagado de ninfas, hadas, gnomos, elfos y sensuales mujeres, es un aspecto a destacar porque su visión gótica sobre el arte -y la vida- la ha hecho ir por rumbos menos transitados. 

Una obra de arte sin terminar suele ser una pesadilla para muchos creadores. Celeste, en cambio, parece no tener problemas en completar con minuciosidad toda la hoja de papel; no hay lugar para el vacío o el incierto. Sabe cómo resolver, dibujo tras dibujo, hasta el último detalle. La inquietud y sensibilidad es su primer aliento para sumergirse en un trabajo obstinado y meticuloso.

La artista pueda resolver con total espontaneidad el destino de sus personajes oscuros y densos, que van revelándose de a poco con la presencia, en muchos casos, de la manzana; el fruto prohibido. Tiene, por cierto, una prolifera obra; hay gran cantidad de trabajos en su web. 

Admiradora de H.R. Giger (1940-2014) es considerada hoy una de las dibujantes jóvenes más interesantes del panorama local.




¿Cuándo empezaste a dibujar? ¿Fuiste incentivada por el ambiente familiar?



A los tres años empecé a dibujar en cuadernos rayados y llegué a tener cientos. Mis padres veían que dibujaba de una forma en la que un niño de mi edad no podía hacerlo, me incentivaron… claro que sí.



¿Recibiste educación formal? 


Yo puedo decir que comencé mi carrera antes de haber recibido una educación formal. Dibujaba muy bien, tenía ya un estilo. Cuando mis maestros de dibujo hablaban con mis padres para que me enviaran a una escuela especializada, yo no quise ir nunca a ninguna pero al terminar el primario me inscribí en una escuela de Bellas Artes directamente. 

"En la escuela Yrurtia recibí la mejor educación artística que pude imaginar, tuve escultura, pintura, dibujo, grabado, historia del arte, morfología, psicopedagogía, una escuela completísima". 








¿Qué opinión te merece la educación que se imparte en las universidades o escuelas de arte?


No tengo idea de funciona hoy la universidad de arte porque en realidad dejó de ser de Bellas Artes; se convirtió en un lugar para estudiar muchas formas, como diseño gráfico, por ejemplo. Cuando comienzan a dar clases con computación, ya no me gusta. En cambio, en el Rogelio Yrurtia se trataba solamente de artes plásticas. 



“Ofelia” ha tenido muchas representaciones a lo largo de la historia y vos has hecho tu propia versión ¿Qué connotación adquiere su figura; tratándose de la muerte de una adolescente pura, enamorada e inocente?


Para mí Ofelia encuentra en la muerte accidental la paz y tranquilidad que su locura le permitía disfrutar. Por eso en mi versión se la ve tranquila y en paz; después de toda la locura vivida la muerte es lo más tranquilizador y puro que le dejó ese enfermo amor por Hamlet.





¿Siempre te inspiraron los clásicos? ¿Sos una lectora ávida?

- Siempre me inspiraron los clásicos, además de otros temas, pero no soy una lectora ávida –y no porque no me interese la lectura-, sino porque mi pasión por el dibujo no me deja tiempo para muchas otras actividades. Por ejemplo “Alicia en el país de las Maravillas” fue siempre una gran fuente de inspiración para mí.


Es evidente porque hay varios dibujos que se refieren a ese cuento que ya es un clásico, tiene más de 150 años ¿Qué es lo que más te atrae de la historia? 

Lo que más me gusta de la historia es lo que nadie vio en ella. Para mí nunca fue un libro de cuentos para niños, creo que se trata de una gran pesadilla. Es un tormento que sufre Alicia en su loco viaje de sueños o pesadillas, encontrándose con extraños personajes. La maldad de la reina de Corazones, la locura del sombrerero, la rapidez con que corre el conejo al que Alicia persigue como loca para no perderlo de vista... Todo en el relato es en realidad tortuoso. 


¿Te gusto la versión de Tim Burton? No tuvo mucho éxito....

La versión de Burton para mí fue condicionada por Disney que no dejó que fuera todo lo oscura que el director habría deseado. Ahí creo que radica parte del fracaso; nosotros esperábamos ver lo que él tan bien sabe hacer: un relato oscuro y para nada divertido.

¿Te identifica la soledad de Alicia?

No me identifica. A diferencia de lo que muchos creen, no soy una persona solitaria, ni "oscura" como algunos me han llamado. 

"Mi cabeza crea todo un mundo en el que yo no habito. Un mundo que recreo y elijo en cada momento en que tomo una hoja de papel. Lo que sí soy, es una gran observadora de las personas, lo mío es más bien psicológico. En el momento de la creación, yo dibujo lo feo del mundo y de las personas, lo que ellos… o ustedes no quieren ver". 

¿Por qué será más común la mujer relacionada al mundo de la literatura y no tanto al de las artes plásticas, terreno en el que la gran mayoría son hombres?

Lo de la mujer en las artes plásticas es cierto. Somos pocas. 

"Trabajé ilustrando en la revista “Caras y Caretas” y era la única ilustradora, además con diecinueve años era también la más joven. Me odiaban y si sos buena… ¡peor! No te quieren". 



¿Sentiste que has dejado de lado aspectos “propios del género”” para profesionalizarte como artista? 

-Nunca dejé ningún aspecto femenino de lado por obtener un lugar en el mundo del arte, es por eso quizá que todavía me cuesta hacer que me reconozcan. Recibo bastantes críticas de algunos hombres y críticas maliciosas, o si no la otra… tratan de hacer un levante con la excusa de que les interesa mi trabajo. Pero yo soy bastante clara y además tengo mucho entrenamiento en ese aspecto. 

"Han habido muchas propuestas de trabajo sin concretarse. De todos modos me encanta que vean que detrás de esos dibujos que a muchos los altera o asusta hay una mujer con todas las letras". 

También están los que se hacen la cabeza porque dibujo cuerpos desnudos o situaciones oscuras… 

¿Por qué crees que las mujeres dibujan con frecuencia también mujeres?

A mí me gusta mucho dibujar mujeres porque el cuerpo de la mujer es más armónico, tiene líneas marcadas, es llamativo, atrae. 

"Además las mujeres compran obras donde ven mujeres sensuales, lindas, curvilíneas. Miran una obra y tratan de encontrarse en ella, o ven lo que les gustaría ver en ellas mismas, o recuerdan lo que fueron en el pasado… " 



¿Tenes influencia muralista, verdad?

-Si por muralista te referís al hecho de completar con dibujo hasta el último punto de la hoja, o los colores similares a los muralistas mexicanos, podría ser. Pero mi estilo es único, no tengo la influencia de nadie. Busqué un estilo propio que se fue dando con los años, se dio solo. No podría explicarlo en términos de las artes plásticas en sí. 

¿Siempre te atrajeron los temas mitológicos?

-Los temas mitológicos me atrajeron siempre, es verdad, me gusta esa parte de la historia.



Me gusta como trabajás la unidad cromática… ¿cómo la organizas? 

-No hago nada de lo que hace un artista común, no organizo para nada la unidad cromática. Primero hago el dibujo, luego comienzo a pintar, a sombrear, voy de un lado hacia el otro de la hoja -en forma organizada, eso sí- pero sin pensar qué color o tono de color va a seguir al otro.

Es común entre los artistas jóvenes no reconocer influencias y pretender ser "únicos" en su estilo ¿Por qué será? ¿No hay algo de soberbia en esa declaración?

- No, no la hay, no soy soberbia para nada. Es que mi trabajo es realmente único, lo dice la gente que lo mira, los galeristas, curadores… todos ellos reconocen que se trata de mi obra al verla. No hay dibujante que lo haga como yo y eso es reconocer mi trabajo, no es soberbia. No sé qué dicen otros jóvenes artistas. A mí me preguntan otros artistas todo el tiempo cómo logro mis negros, cómo logro cubrir toda la hoja y no dejar un espacio sin dibujar. Puedo haber tenido influencia de gente que admiro en el campo del arte, yo no soy de los que van por internet o visitan muestras mirando el trabajo de otros… si lo hago es sólo para ver y buscar algo que me inspire. Lo mío es realmente único.

¿Tenés grabados? ¿O se trata de dibujos que simulan ser grabados?

- No tengo ningún grabado, y no trabajo con la intención de que así parezcan. Toda mi obra está realizada con lápices, nada más. En color o negro, pero siempre son lápices.


Tus composiciones son planas, en dos dimensiones y construís generalmente hacia arriba, a la manera de los artistas medievales, antes de inventarse la perspectiva...

- El dibujo lo comienzo según lo que va a resultar, tampoco lo premedito, es algo que se da en el momento. Mi estilo, es cierto, tiene mucho del trabajo medieval y es en dos dimensiones. 

Mucho negro y por tu aspecto físico e imagen ¿podemos decir que estamos frente a una "artista gótica"?

- "Sí, soy gótica. Es mi estilo de vida, fuera de lo que muchos creen porque hay mucho tonto que exacerba lo que es un gótico y hablan de vampirismo y todo ese delirio que nunca voy a entender". 

El gótico es un estilo de arte para mí y es amar una época en que la arquitectura y las bellas artes fueron hermosas. 



-¿Qué significa tener un estilo de vida gótico?

- Leí mucho sobre el mundo gótico y su historia. Mi arte tiene mucho de esa época. La oscuridad en los temas. También leí mucha literatura gótica, y eso también me inspira. Soy gótica desde mis trece años, en mi ingreso a la secundaria. Ahí me di cuenta de que era diferente a mis compañeros.

Si tuvieras que hacer una auto crítica ¿qué aspectos técnicos mejorarías de tu trabajo? Porque sabrás que en el mundillo del arte sobran las adulaciones pero faltan las personas que quizás a través de una comentario constructivo, te sugieran aspectos para mejorar...

-Nunca me hicieron una crítica constructiva, sí muchas de mala onda, pero expuse en galerías de arte en Inglaterra y acá mismo y nunca un curador criticó mi obra. Yo estoy conforme con lo que veo cuando termino un trabajo. Solamente la gente mayor, por lo general, me dice que tendría que cambiar la temática. Ven mi obra muy oscura y como que los asusta. Pero eso no puedo hacerlo, iría contra mí misma. También algunos intentaron llevarme hacia otra temática para que fuese más comercial, pero no me interesa. Si mi trabajo se vende se venderá como es.

Entre los trabajos mejor logrados que tenes - para mí por supuesto- es "Las tres gracias" ¿Me podrías contar como surgió?


- Se trata de Lynette, Reina de las Hadas, surgió en mi cabeza para un álbum que estoy haciendo sobre relatos fantásticos. Mis dibujos tienen historias y las ves quien realmente se detiene a mirarlos en detalle. Me gusta el tema de ninfas, hadas, gnomos y elfos. 

¿Y la figura del Fauno?

- Para mí el fauno es un ser mitológico libidinoso y lo propongo siempre que hay un dibujo fantástico con hadas. Es como que siempre está alrededor de ellas ofreciéndoles la manzana del pecado.

-¿Te gusta el trabajo de Laurie Lipton?

-Con respecto a Laurie Lipton no la conocía… Acabo de buscarla y leer sobre su trabajo, vi también algunos dibujos. Me gusta el trabajo de ella, es bien retorcido como a mí me agrada. La diferencia que veo con mi trabajo es lo de siempre: no usa el lápiz negro con intensidad, ella usa témperas negras para darle fuerza; yo solo uso lápices. Si bien ella dice que es intenso su trabajo por este motivo, yo puedo decir que el mío lo es aún más. Cuesta más lograr un negro absoluto con lápiz que con témpera.

- ¿Cómo ves el escenario del dibujo y las artes plásticas en nuestro país?

- En el país no veo mucho escenario para el artista plástico. Las galerías de arte, incluidas las del gobierno, traen gente de otros países para exponer, como si eso fuera un caudal de cultura absoluto que nos dan. Pero no le están dando el espacio al artista local. Las grandes galerías, que se hacen llamar Fundaciones, no responden a los mails que enviamos para pedir un espacio y exponer nuestro trabajo, no responden ni por sí ni por no. Al artista no se lo debe dejar esperando, somos personas apasionadas por lo nuestro y necesitamos saber si del otro lado nos leyeron o simplemente nos hicieron a un lado por ser de acá.


- ¿Que opinás de los jóvenes de hoy? 

- El hombre moderno creo que se ha robotizado. Es común ver a los hombres de treinta, treinta y cinco, con los celulares en sus manos permanentemente. Creo también que se miran mucho a sí mismos. De los más jóvenes ni hablar ¡están todos en cualquiera, perdidos! No hacen gran cosa, se conforman con poco o nada, no veo que tengan verdaderas metas. Internet, whatsapp, etc… es una vergüenza que vayas a una reunión y todos estén con el celular en la mano "hablando" constantemente vaya a saber una con quién. Incluso en las citas…¡salís con uno y está sonando constantemente el celu por un mensaje o un whatsapp, o lo que sea! 

- Por último Celeste, si tuvieras que pensar en una pintura que te cause profunda admiración y emoción ¿Cuál elegirías y por qué?

- No soy de estar mirando muchas pinturas pero mi artista favorito es Giger, su obra toda me causa una profunda admiración y no podría referirme a una en especial. Él creó un mundo con sus dibujos.

Sobre la artista:


Nombre: Celeste Gómez
Fecha de nacimiento: 19 de enero de 1988
Lugar de nacimiento/Lugar en el que está radicado: Buenos Aires. Argentina
Estudios formales: Escuela de Bellas Artes Rogelio Yrurtia.
Menciones/Reconocimientos: 

Sus gustos:


Un libro: "Romeo y Julieta" de William Shakespeare 
Un grupo de música o un solista: The 69 eyes
Un disco: "Paris Kills" (2002, disco de "The 69 eyes")
Una canción: "Betty Blue"
Una película: "El abogado del Diablo" (1997, Estados Unidos, Taylor Hackford) 
Un hobby: Jugar a la Playstation

Contacto:


Facebook y/o Twitter: https://www.facebook.com/Celestegothic
Web/Blog: http://www.saatchiart.com/Celeste
Otro: https://www.facebook.com/CelesteGomezArts/?fref=ts

No hay comentarios:

Publicar un comentario